Gracias a él, por primera vez un restaurante latino de Nueva York fue galardonado con una estrella Michelin. Su objetivo es que la Gran Manzana conozca la comida tradicional mexicana tal como es. 

Chef Cosme Aguilar
No

El gusto culinario de Cosme comenzó a desarrollarse desde la infancia, en su natal Chiapas. Su mamá le heredó la pasión por cocinar y, junto con sus tías y su hermana, aprendió a preparar platillos tradicionales de la región.

Llegó a Estados Unidos en 1998 y empezó desde abajo en un restaurante francés. Años después, cuando su hermano Luis le propuso que abrieran un restaurante mexicano, Cosme tuvo dudas dada su experiencia profesional en la cocina francesa, pero lo vio como una oportunidad para reconectarse con sus sabores originarios.

Casa Enrique abrió sus puertas en 2012 y rápidamente logró ubicarse como uno de los mejores de Long Island City, en Queens. El chef decidió ofrecer platillos 100% mexicanos, evitar las fusiones y dar a conocer la verdadera comida tradicional de nuestro país.

En 2015 el restaurante recibió su primera Estrella Michelin, el máximo galardón culinario del mundo. Los editores de la Guía afirman que sirven el mejor mole de la ciudad. A partir del nombramiento, la popularidad del lugar creció de manera exponencial. Y no en vano, pues en 2016, Casa Enrique volvió a recibir la Estrella. 

Prácticamente todas las recetas que tenemos aquí son de mi familia. Mi mamá era muy buena cocinera, tenía un restaurante en Chiapas antes de que yo naciera
Cosme Aguilar