Es quizá el alimento que genera más identidad en los mexicanos y un ingrediente con mucha personalidad por su sabor, aroma y picor.
  • Nativo de Mesoamérica: uno de los ingredientes distintivos de la gastronomía mexicana desde épocas prehispánicas
  • Se considera que hay al menos 140 variedades de chile en México
  • La gastronomía mexicana es Patrimonio Inmaterial de la Humanidad en parte por el chile, pues es uno de los elementos básicos de nuestro sistema culinario

Frescos, secos, encurtidos, en salsas, en polvo y como base de todo mole, así se consumen los chiles en México. En todo y con todo. Resulta tan multifacético que puede aparecer en la mesa en cualquier momento del día, desde huevos a la mexicana o chilaquiles en el desayuno; chiles en nogada, rellenos o mole al medio día; y por supuesto, como la coronación perfecta de unos buenos tacos o cualquier antojito mexicano en la noche.

No

Aunque en la cocina clásica no se solían mezclar los frescos con los secos, los jóvenes chefs de la actualidad lo hacen con excelentes resultados. Por ahora baste saber que los frescos se conservan hasta dos semanas en el refrigerador aproximadamente, mientras que los secos parecen inmortales dentro de una alacena. Como el chile tiene tanta personalidad, hay que tener creatividad para combinarlo y mesura para servirlo. Para controlar el picante hay que asarlos, desvenarlos y retirar las semillas, aunque es la propia sabiduría culinaria la que dictará qué cantidad añadir a cada platillo. Al momento de elegir un chile hay que revisarlo con cuidado, eliminando los rotos, sin rabo o con picaduras. Los paladares escépticos lo descartarían en los postres, pero su influencia incluso invade algunas recetas: se sabe que en la casa del cineasta el Indio Fernández se servían unos chiles rellenos de coco. Y también, muchos chocolates y golosinas (de tamarindo, por ejemplo) lo incluyen como el rey del sabor

Datos Relevantes: 

“Lo que nos identifica gastronómicamente es el chile, porque los mexicanos cuando hablamos con la verdad, hablamos ‘al chile’”. Ricardo Muñoz Zurita

  • Según datos de Sagarpa, las principales variedades de chile que se cultivan en el país son el jalapeño, serrano, poblano, morrón y habanero
  • El chile habanero obtuvo la denominación de origen en 2010
  • Para más información sobre este tema, recomendamos el libro Los chiles de México, de Ricardo Muñoz Zurita. Incluye 136 variedades de chiles, su procedencia, fechas de cultivo y cosecha, tradiciones y recomendaciones.